Uso arquitectónico de los recursos madereros

Uso arquitectónico de los recursos madereros

La cooperación entre grupos de desarrollo rural, a cualquier nivel que se produzca, es fuente de múltiples impactos cuando se orienta a objetivos y cuando se difunde de forma adecuada. Este es el caso del proyecto que nos ocupa y que ofrece múltiples vertientes.

Esta iniciativa parte de la base de la riqueza maderera de la Sierra de Cazorla y del valor que la misma tuvo en el pasado como medio de vida y, con ello, fórmula para fijar la población a los espacios rurales, uno de los cuales es la aldea Vadillo Castril, en el municipio de Cazorla. Antiguo centro de la compañía RENFE para la construcción de traviesas, hoy mira hacia su futuro revisando su pasado.

Esta revisión nos la ofrece el Centro de Interpretación de la Cultura de la Madera. En ese futuro también quiere incidir una joven arquitecta de Peal de Becerro, aportando su conocimiento en los beneficios que la madera pudiera reportar a la eficiencia y calidad constructiva, también al desarrollo de la comarca de Sierra de Cazorla, comarca en la que reside.

Este estudio de caso ilustra el impacto generado por los fondos aplicados en los territorios gracias al Programa LiderA y a la gestión del los Grupos de Desarrollo Rural de provincia de Jaén.

Este relato forma parte del documental elaborado en el marco del proyecto de cooperación Jaén Rural, un paso más, que incorpora el estudio de caso como parte del análisis cualitativo.

FacebookTwitterGoogle+